domingo, 10 de agosto de 2014

















El F-22 Raptor es un avión de cazamonoplaza y bimotor de quinta generación concebido en Estados Unidos durante los años 1990 que usatecnología furtiva. Fue diseñado principalmente como caza de superioridad aérea, pero dispone de capacidades adicionales que le permiten realizar misiones que incluyenataque a tierra, guerra electrónica, Despegue semi vertical, capacidad de propulsión estática vertical, capacidad de propulsión estática horizontal, capacidad de propulsión estática hacia atrás e inteligencia de señales.[7]Lockheed Martin Aeronautics es elcontratista principal y el responsable de la mayor parte de la estructura, del sistema de armas y del ensamblaje final del F-22. El socio del programa esBoeing Integrated Defense Systems y proporciona las alas, la parte trasera delfuselaje, la integración de aviónica, y todos los sistemas de entrenamiento de los pilotos y del personal de mantenimiento. El primer prototipo, denominado YF-22, voló por primera vez el 29 de septiembre de 1990.El avión fue designado tanto F-22 comoF/A-22 durante los años anteriores a su entrada en servicio en la Fuerza Aérea de los Estados Unidos en diciembre de2005 como F-22A. A pesar de un período de desarrollo prolongado y costoso, la Fuerza Aérea de Estados Unidos considera el F-22 como un componente fundamental en el futuro poder aéreo táctico de su país, y afirma que el avión no es comparable con ningún caza conocido o proyectado,[1]mientras que Lockheed Martin reivindica que la combinación de furtividad, velocidad, agilidad, precisión y conciencia situacional del Raptor combinadas con sus capacidades de combate aire-aire y aire-superficie hacen de él en general uno de los mejores cazas del mundo actualmente.[8] El mariscal del aireAngus Houston, jefe de las Fuerzas Armadas de Australia, declaró en 2004que «el F-22 será el avión de caza más sobresaliente jamás construido».[9]El elevado coste unitario del avión —356 millones de dólares de inversión total (2009) y 150 millones por la fabricación individual (2009)—,[5] el excesivo tiempo de mantenimiento —30 horas por cada hora de vuelo—, la falta de una clara misión aire-aire debido a los largos retrasos en los programas de cazas de quinta generación de Rusia, India yChina, la prohibición estadounidense de exportar el Raptor a otros países, y el desarrollo del más económico y versátilF-35 Lightning II dieron lugar a los llamamientos de finalizar la producción del F-22.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada